El deporte es una de las actividades más practicadas en estos tiempos y es que es de vital importancia para tener una vida sana y equilibrada.

¿El deporte en los niños es recomendable?

Muchos empiezan a una edad más avanzada, donde es que logran entender la importancia que esto tendrá en sus vidas. Sin embargo es mucho más relevante hacerlo desde edades tempranas.

A continuación te hablaremos acerca de la importancia de la práctica del deporte desde pequeños. ¡No te lo pierdas!

Muchos padres estarán de acuerdo con nosotros en la importancia que tiene el deporte para todos. En lo que no estarán de acuerdo es que sea practicado desde edades muy tempranas debido a todos los riesgos que pudieran tener.

El deporte en los niños es recomendable

Es algo normal y entendible ya que los niños son el bien más preciado que tiene un padre y el solo hecho de pensar que pudiese pasarle algo es sencillamente fatal, tanto así que les quita todas las ganas.

Sin embargo hay que cambiar esta percepción de la cabeza. Los niños sí pueden hacer ejercicio físico, de hecho es fundamental para su correcto crecimiento en todos los sentidos. Ya que implica un correcto desarrollo psicomotriz, además de combinado con dormir 8 horas y una correcta alimentación.

Beneficios del deporte en los niños

Los más pequeños necesitan una serie de estímulos para poder crecer sanamente. Más que información técnica, en sus primeros años de vida lo más importante es recibir las experiencias necesarias que lo prepararán para el futuro.

Con ello lograrán un buen desarrollo psicomotor, generar relaciones, empatía, buena autoestima ya que es esencial para poder destacarse en alguna disciplina.  Aprenderán de la importancia del trabajo en equipo, algo que se refleja tanto en la vida como en el deporte.

Coordinación manos ojos y ojos pies, que le servirá para su día a día.

¿Cómo lo pueden practicar?

Lo ideal es no hacerlo de forma brusca. Hoy en día se puede empezar a practicar de manera cotidiana, bien sea con las escaleras de la casa, saltando en el patio o dando una vuelta con las mascotas.

La idea es que vaya adquiriendo ese hábito y le pierda el miedo a ciertos elementos como la naturaleza, otros niños o hasta el mismo pánico escénico. De esta manera irá desarrollando sus habilidades paulatinamente hasta que llegue la edad de practicarlo por sus propios medios.

¿Qué deporte puedo elegir?

Todas las disciplinas dan una enseñanza para sus practicantes. Sin embargo como estamos hablando de niños es importante elegir actividades que le genere un buen desarrollo físico y a su vez le desarrolle coordinaciones en el sistema nervioso y celular.

Algunos de ellos son:

Natación

La natación es la mejor decisión que puedes meter en relación al deporte para un niño. Si lo metes en una buena academia tendrá unos entrenadores que lo ayudarán en los primeros pasos en este deporte.

Uno de sus grandes beneficios es que no tendrá tanto riesgo de lesiones ya que no hay contacto con otros atletas. Además de esto desarrollará toda su musculatura mucho más rápida y fuerte.

Finalmente es una gran opción si tu pequeño sufre problemas respiratorios o de la nariz. En el futuro lo agradecerá.

Fútbol

A pesar de que sí tiene contacto físico, es una excelente actividad para desarrollar su capacidad cardiovascular, entrena las piernas y coordinación. Además si tiene problemas de timidez le serviría de mucha ayuda, ya que tiene que integrarse a su equipo para salir victorioso.

Cada vez hay más niños practicando el deporte rey, esto también le puede servir como estímulo.

Ajedrez

Sí, a pesar de que no hay ningún esfuerzo físico, el ajedrez lo traslada al trabajo mental. Introducir a un pequeño a este juego podría desarrollarse su capacidad de análisis y resolución de problemas, algo fundamental en el mundo de hoy.

Ajedrez

Tenis

Un deporte que a todos nos encanta ver pero muy exigente. Los niños deberán adquirir todos los materiales necesarios para practicarlo.  Desarrollará mucha fuerza en sus extremidades, lo que será una gran ventaja en los años venideros.

Béisbol

Finalmente tenemos una de las disciplinas más practicadas en los países del Caribe. Últimamente ha tenido un auge interesante, lo que podría motivar aún más a los más pequeños.

Es un deporte que en su entrenamiento diario trabaja todos los músculos del cuerpo, además de ciertos sentidos del organismo, generando así un atleta sumamente completo para el siglo XXI.

Las habilidades comunicativas y de liderazgo son fundamentales para triunfar en el deporte.

Lo más relevante es darle el derecho de elección al niño sobre la actividad que quiera practicar. No hay nada peor que ver a un pequeño asistir a sus entrenamientos de manera obligada solo porque sus padres se lo obligan.

Hay que ponerse en sus zapatos, porque a pesar de que no sean tan grandes, ellos igual tienen muchos sentimientos.

Sus características personales también hay que tomarlas en cuenta. No es lo mismo un niño con problemas comunicativos a uno extrovertido. Sea cual sea la situación, el deporte puede ser una gran solución.

Conclusiones

El deporte es vida. Tiene la capacidad de sacar de alguien de la depresión y las drogas en tan solo unos meses. Muchos aún no comprenden la importancia que tienen a nivel psicológico y emocional, más allá del físico.

Y es aquí donde puede ser un gran aliado para nuestros pequeñines. Serán una gran distracción que les dará un equilibrio desde temprana edad, así podrán ser un ser humano integral en todos los sentidos.